Etiquetas

, , ,


Desde este 1 de junio la tasa de interés de política monetaria (Overnight) del Banco Central experimentará una reducción de 75 puntos básicos, al pasar de 6.75% a 6.0% anual, mientras que la Lombarda bajará en 100 puntos básicos, de 9.0% a 8.0% anual, lo que estrecha el corredor de tasas de política.

La decisión de reducir la tasa de política monetaria fue considerada como atinada por el gobernador del Banco Central, Héctor Valdez Albizu, en vista de que las proyecciones de la tasa de inflación se sitúan por debajo de la meta, y de que ante la caída de los precios internacionales del petróleo no se vislumbran presiones inflacionarias significativas, por lo que están dadas las condiciones para inducir menores tasas de interés que propicien la dinamización de la economía dominicana.

De igual modo, Valdez Albizu apuntó que cifras preliminares muestran un crecimiento de la actividad económica en torno al 4%, durante el primer trimestre del presente año, por debajo del PIB potencial, lo que indica que la economía está operando por debajo de su capacidad instalada y tiene espacio para crecer sin generar presiones en los precios.

La decisión de la Autoridad Monetaria se sustenta en el hecho de que en un escenario pasivo, las proyecciones apuntan a una tasa de inflación por debajo del límite inferior de la meta para este año. De hecho, en abril, la tasa interanual de inflación se ubicó en 4.0%, por debajo de la meta que este año fue establecida en 5.5% ± 1%.

La inflación subyacente interanual, que está asociada a las presiones inflacionarias de orden monetario, se redujo a 3.7%, su nivel más bajo en los últimos dos años, mientras que los modelos de pronóstico indican que no se prevén presiones inflacionarias significativas en el horizonte de política monetaria.

Un documento generado en la reunión de política monetaria establece que en el contexto externo el crecimiento de la economía de Estados Unidos continúa siendo moderado, al tiempo que aumenta la incertidumbre sobre cómo la Unión Europea resolvería sus problemas financieros y de sostenibilidad fiscal, afianzándose las perspectivas de debilidad del crecimiento económico para esa zona.

Por otro lado, apunta, en los últimos meses las economías emergentes han mostrado un desempeño más modesto que lo anticipado, aunque las expectativas de crecimiento se mantienen positivas, particularmente en Asia emergente y en América Latina. Establece que la moderación en la actividad económica mundial y la mayor incertidumbre sobre la crisis europea, han contribuido a que se revierta la tendencia alcista observada en los precios de las materias primas a principios de año. En ese sentido, señala que el precio internacional del petróleo se ha reducido desde marzo pasado, ubicándose por debajo de las proyecciones del Consenso Económico y del FMI para el presente año.

Valdez Albizu agregó que con la culminación del proceso electoral se espera que el sector privado retome sus planes de inversión, lo que en un entorno de menores tasas de interés, fomentaría la reactivación del crédito, permitiendo así que la economía crezca de forma sostenible, sin presiones inflacionarias.

El gobernador reiteró el compromiso del Banco Central con la estabilidad macroeconómica, particularmente en lo que respecta al control de la inflación y a la estabilidad relativa del tipo de cambio, indicando que las medidas de reducción de tasas de interés adoptadas son consistentes con estos objetivos.

COMPORTAMIENTO MODERADO
En el ámbito doméstico el Banco Central identifica que la actividad económica sigue presentando un comportamiento moderado, creciendo en torno a 4% durante el primer trimestre del año, tasa por debajo de su potencial. Los niveles actuales de las tasas de interés y las expectativas creadas por el ciclo electoral ha desacelerado el ritmo de crecimiento del crédito al sector privado en moneda nacional, el cual ha estado por debajo de la proyección de crecimiento del PIB nominal para el presente año.

A pesar de la situación externa, el desempeño del sector exportador continúa mejorando, al tiempo que el crecimiento de las importaciones se ha moderado y se proyecta un aumento mayor al esperado en la inversión extranjera directa. Estos factores contribuyen a aliviar las presiones sobre las cuentas externas. En cuanto a las expectativas de inflación del mercado, las encuestas económicas muestran un escenario más positivo con previsiones de inflación en el rango meta, tanto para 2012 como para 2013.

FUENTE:  http://bit.ly/KZelkV

Anuncios