Los psiquiatras Carlos Alzualde y Francisco Rivero, del Centro de Estudios Libre-Mente, explican que los juegos de video de alto contenido violento trivializan en los usuarios la violencia, promueven al ser individual, incentivan el egoísmo, crean una relación violencia-logro, no permiten la socialización, no incorporan la responsabilidad del acto y poseen un alto potencial adictivo, así lo dieron a conocer a propósito de la promulgación de la Ley para la Prohibición de Videojuegos Bélicos y Jueguetes Bélicos, en el 2009.

Según la legislación, se entiende por videojuegos bélicos “aquellos videojuegos o programas usables en computadoras personales, sistemas arcade, videocónsolas, dispositivos portátiles o teléfonos móviles y cualquier otro dispositivo electrónico o telemático, que contengan informaciones o simbolicen imágenes que promuevan o inciten a la violencia o al uso de armas”.

En la actualidad, el Consejo Municipal de Derechos del Niño, Niña y Adolescente, recuerda que las salas de Internet deben estar registradas ante esta instancia.

Anualmente, actualiza el censo sobre estas salas en el municipio Libertador, que hoy maneja una data de 362 “cyber” activos, de los cuales 200 están registrados.

Funcionarias de dicha coordinación invitan a los dueños de estos locales a la sede del consejo, ubicado en el edificio Banvenez, piso 5, avenida Lecuna, para recibir asesoría acerca de los documentos que deben consignar para formalizar su registro.

De igual forma, hacen un llamado a las defensorías de niños y adolescentes, consejos comunales, comités de protección social y organizaciones de usuarios de servicios de telecomunicaciones a velar por el cumplimiento de la Ley para la Protección de Niños, Niñas y Adolescentes en las Salas de Uso de Internet, Videojuegos y otros Multimedias, vigente desde 2006.

El consejo municipal de derechos de niños y adolescentes abordó en octubre de 2011 a 5.973 niños, niñas y adolescentes con edades comprendidas entre 10 y 14 años, en 80 escuelas nacionales y 68 distritales, en las parroquias de Caracas, a fin de realizar una encuesta para determinar en qué localidad se utilizan más estos juegos, cuáles son los predilectos, cuántas horas al día le dedica, quién se los compra y dónde lo juegan.

Los resultados de este estudio lo darán a conocer en un foro previsto pare el 26 de abril, en el Teatro Nacional.

Países europeos clasifican los videojuegos

Desde 2003, en 30 países europeos se emplea el sistema Pan European Game Information (PEGI), destinado a garantizar que el contenido de los productos de entretenimiento lleven una marca que indique el grupo de edad para el que son más apropiados, así informó el portal web de PEGI, que explica que este sistema se considera un modelo de armonización en materia de protección de la infancia.

En promedio, el jugador actual de juegos de video es de 34 años, “por lo que es razonable pensar que algunos juegos no están diseñados para niños. Es por eso que hay clasificaciones por edad y contenido para estos entretenimientos”, publicó la Junta de Clasificación de Software de Entretenimiento (ESRB, por su siglas en inglés).

En el caso de Estados Unidos y Canadá existen las clasificaciones de videojuegos de la ESRB desde 1994, y éstos aparecen en el embalaje de cualquier juego que se venda.

Los principales países fabricantes de estos videojuegos son Estados Unidos, China y Japón.

FUENTE: http://bit.ly/IGOW3Y

Anuncios